Loading

Santuario Guadalupano recibió a más de 12 mil fieles

Más de 12 mil personas acudieron durante estos días a los festejos en el santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, que concluyeron anoche con la bendición de las rosas, ante la imagen del Cristo Negro Señor de San Román, en una festividad en la que peregrinos y feligreses abarrotaron el santuario mariano, para escuchar el mensaje del párroco Fabricio Seleno Calderón Canabal, quien dijo que el festejo no puede quedarse en música, flores y cohetes, sino hay que ser verdaderos hijos de Santa María de Guadalupe.
Desde la madrugada del miércoles miles de creyentes acudieron a la iglesia ubicada en el barrio de Guadalupe, para venerar la imagen de la madre de Dios, iniciando con Las Mañanitas.
Quienes no acudieron por situaciones académicas y laborales al templo mariano, se reunieron para festejar a quienes llevan por nombre Guadalupe, y así lo hicieron en gasolineras, afuera de casas, en los muelles y empresas privadas que detuvieron momentáneamente actividades para el festejo que coincidió con el día del Empleado Bancario.
Poco a poco se comenzaron a despedir a los peregrinos que, desde finales del mes de noviembre, acudieron fieles a su devoción y fe a la Virgen Morena para cumplir con su promesa anual de visitarla en el templo erigido en su honor.
¡Gracias por todo, madre mía, gracias! …. ¡Qué viva la Virgen de Guadalupe¡ se escuchó todo el día de ayer y hasta pasada la noche, mientras se despedían de la imagen, que reúne anualmente a creyentes de la región sur-sureste del país, que llegan en camionetas, motocicletas, bicicletas e incluso a pie.
El templo, enclavado en el barrio de Guadalupe de la ciudad capital, recibió anoche la visita del Cristo Negro Señor de San Román, del barrio del mismo nombre, para su veneración en el festejo a la guadalupana, que llegó en procesión al Santuario, la cual inició en la avenida Miguel Alemán, junto al Jardín de Niños “Florinda Batista”
La misa de clausura de las festividades la ofició el párroco de la iglesia de Guadalupe, Fabricio Seleno Calderón Canabal, que en su mensaje señaló que el festejo a Santa María de Guadalupe no puede quedarse en música, flores y cohetes; “ese no es el regalo que ella espera en nosotros; ella espera de nosotros un regalo mejor, que podamos vivir como hijos de la Virgen María, poniendo en práctica todo lo que ella nos va enseñando”.
Al término se entregaron rosas a los creyentes y se inició la veneración al Cristo Negro Señor de San Román y a la Virgen de Guadalupe.  ARM

  • CAMPECHE

Historia Siguiente

CONAGO, por la paz en el país
error: Content is protected !!