Loading

Siempre hay otros: El fantasma de la división

Olvídate de aquellos que no pueden amar.
Anónimo

La discusión entre los mortales de a pie, sobre la conveniencia del país que debemos construir para las próximas generaciones, pasa por varios pasajes de esas historias en desencuentro, sabedores que nada cambia de abajo hacia arriba, y viceversa. Se tienen otras versiones del México del siglo XXI.
Por supuesto aducen otros datos. Compras y gastos en la opacidad hoy los acompañan; restricciones a presupuestos en materia de salud, para llevarlos a un Santa Lucía sin ningún tipo de estudio serio y creíble que avale su viabilidad.
Sí con Enrique Peña Nieto nos llegamos a quejar del poco oficio político, de la falta de reacción ante señalamientos obvios de corrupción, como el caso Odebrecht que señalamos puntualmente en este espacio y en la ANACONDA, más de una vez, ahora estamos peor con López Obrador. La necedad es inaudita, la ignorancia es fiel acompañante de algunos de sus más cercanos adoradores, no colaboradores.
Y vendrán más renuncias pronto, porque el discurso es uno hacia sus adentros, porque los experredistas tardaron tres sexenios y más a llegar a tocar las mieles del triunfo, por las razones que usted me diga, todas válidas, menos el pobre que se creyó la cantaleta que primero ellos, esa es una soberana mentira con sus letras mayúsculas y en marquesina de teatro de pueblo.

Más información en la versión impresa…

  • OPINIONES

error: Content is protected !!