Loading

Exigen remoción de vicefiscal por la detención arbitraria de menores

Al asegurar que elementos de Seguridad Pública del Estado, de la Policía Municipal, la Vicefiscalía y hasta organismos de defensoría de los derechos humanos incurrieron en delitos por omisión, integrantes del Colegio de Abogados de Ciudad del Carmen A.C., exigen la remoción de Mario Humberto Ortiz Rodríguez como vicefiscal de Carmen, mientras inician los procesos de investigación por la detención de 11 menores de edad, el pasado miércoles.
Ayer, frente a la Vicefiscalía Regional del Estado encabezados por su vicepresidente José Luis Cruz López, integrantes del Colegio de Abogados de Ciudad del Carmen A.C., se pronunciaron en contra de esos actos arbitrarios, donde, además, informaron que darán apoyo jurídico a todas las víctimas, a fin de darles justicia.
“Debido a los acontecimientos del miércoles pasado, en la que corporaciones policiacas aprendieron a niños y mujeres embarazadas. Nos lleva hoy y en estos momentos a manifestar nuestra enérgica protesta contra esos actos arbitrarios. Por ese motivo estamos pidiendo lo siguiente: que la Vicefiscalía de inmediato proceda a recepcionar las denuncias de las víctimas de estos hechos lamentables”, dijo Cruz López.
El vicepresidente de dicho organismo explicó que con esta protesta buscan que los servidores públicos involucrados en estos hechos puedan ser investigados por las denuncias presentadas, “en caso de resultar responsables y para evitar imparcialidad, para evitar que se distorsionen las investigaciones, solicitamos se separe al vicefiscal inmediatamente”, añadió.
Asimismo, solicitaron al gobernador del Estado, Carlos Miguel Aysa González que, dentro de la Vicefiscalía exista la representación de la defensoría pública, al igual que un representante de los Derechos Humanos, un asesor de víctimas y un representante de la Procuraduría de la Defensa del Menor, con la intención de que haya una supervisión y contrapeso dentro de este ente impartidor de justicia.
“Este hecho hay que analizarlo en su origen, los niños al aprenderlos y subirlos a un vehículo de policía, a partir de ahí, están siendo detenidos y se están violando sus derechos humanos”.
Destacó que cuando los niños están detenidos hay violencia psicológica, “si los hechos resultaran ciertos y se pudieran comprobar, hablamos de delitos de aprehensión ilegal, abuso de autoridad, torturas que son sancionadas con prisión”, finalizó.


error: Content is protected !!