Loading

Exigen al INEGI cancelar el Censo para evitar contagios

Aseguran usuarios en redes sociales que encuestadores han sido abandonados

A través de las redes sociales, usuarios exigieron al Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) cancelar el Censo 2020 para evitar riesgos hacia su salud, así como hacia los encuestadores, quienes han sido abandonados a su suerte ante la pandemia de Coronavirus (COVID-19).
Luego de que un encuestador fuera internado en el hospital del Issste en Ciudad del Carmen el martes por la noche por presentar tres de los seis síntomas del COVID-19 como fiebre, dificultad respiratoria y dolor de huesos, más de 350 cibernautas escribieron su molestia contra el lNEGI.
En los comentarios se solidarizaron con el paciente debido a los abusos de la institución, que pese a que México atraviesa por la fase dos para contener el COVID- 19 aún no ha suspendido el Censo de Población y Vivienda del 2020 que inició el pasado dos de marzo del presente.
Manifestaron que es grave exponer ante un riesgo sanitario a los encuestadores, pues podrían adquirir la enfermedad en cualquier momento porque el virus ha entrado a una fase de transmisión local.
El riesgo es inminente porque las visitas son en cada casa y están obligados a realizar la encuesta cuando deberían permanecer en cuarentena en sus hogares, coincidió la mayoría en sus publicaciones.
Fue cerca de las 11 de la noche del martes cuando la página oficial de la Institución mediante su cuenta “INEGI Informa” respondió a la publicación del periódico: “Nuestro entrevistador recibe atención médica por insolación. Se encuentra estable y en compañía de sus familiares. #INEGI”, sin embargo resultó contraproducente, pues las reacciones fueron en contra.
Las exigencias iban en torno a que es necesario cancelar el censo para dejar de arriesgar, no solo la vida de los encuestadores, sino de la propia población en la que se incluyen sectores vulnerables como adultos mayores, niños y enfermedades con enfermedades crónicas degenerativas.
Entre los reclamos se sumaron algunos familiares y amigos de quienes llevan a cabo las entrevistas desde las siete de la mañana hasta pasadas las 10 de la noche e indicaron que los mismos trabajadores han tenido que poner de su bolsa para poder comprar desde gel antibacterial, cubrebocas, guantes, entre otros insumos, para prevenir la enfermedad.
Agregaron que es una pérdida de tiempo, pues solo algunas personas se atreven a abrirles la puerta o atenderlos por temor al contagio.

  • CAMPECHE

Historia Previa

Disminuyen precios de las gasolinas

Historia Siguiente

Confirman cancelación de viacrucis

error: Content is protected !!