Loading

Siempre hay otros: Con el traje a la medida

Cuando la Facultad de Derecho habla, tiembla la UNAM, cuando la UNAM habla, tiembla la nación.
Justo Sierra Méndez

Entramos a las últimas semanas de un gobierno cuestionado, acusado, hasta cierto punto acorralado, exhibido por quienes no detentaron el poder político, ni las decisiones económicas para hacer de la obra pública jugosos contratos transexenales, pero con alto sentido de la corresponsabilidad administrativa.
Vendrán, seguramente, miles de despidos injustificados; ya se están dando en el Congreso de la Unión, dejando a esas mexicanas y mexicanos al garete, porque se congelarán plazas, como sucedió en 1988, al ganar Cuauhtémoc Cárdenas la capital del país, guardada toda proporción.

Más información en la versión impresa…

  • OPINIONES

Historia Previa

Barandilla: Tramposos

Historia Siguiente

Siempre hay otros: 40 segundos
error: Content is protected !!