Loading

El sector empresarial y los negocios no sobrevirían un nuevo encerrón: Estrada

Un nuevo encerrón sería catastrófico para el sector empresarial y muchos negocios no sobrevivirían, alertó el presidente de la Asociación de Empresarios de la Calle 59 y Centro Histórico, Francisco José Estrada Gómez, al pedir mantener los protocolos sanitarios ante la posible llegada de la variante Ómicron, para lograr una buena temporada vacacional de fin de año.

Estrada Gómez sostuvo que el riesgo no ha bajado, pues el virus del COVID-19 sigue latente, pero consideró que México ya no está para otro confinamiento, toda vez que la economía nacional ha sido muy afectada.

“Cerrar otra vez todos los negocios sería muy muy catastrófico. Lo que hay que hacer, es seguir con los protocolos sanitarios: el uso del cubrebocas, el lavado de manos, la higiene en general, como hemos estado haciendo ya estos dos años de la pandemia”, indicó.

Además, reconoció que la variante Ómicron no agarraría desprevenidos a las y los campechanos, pues la enfermedad lleva vigente casi dos años y, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), es endémica.

Por ello, destacó que el sector empresarial espera una temporada decembrina muy activa, y aplaudió que ya se puede notar con el inicio del Festival Internacional de Centro Histórico, que registra una importante afluencia de turistas, lo que está ayudando a las y los empresarios de la capital del Estado en sus ventas.

Incluso, reveló que la asociación realizó pruebas COVID-19 a todos los trabajadores de la Calle 59 y alrededores, y hasta ahora no se ha registrado ningún contagio.

“La vigilancia epidemiológica no ha disminuido, estamos trabajando en coordinación con la Secretaría de Salud y con la COPRISCAM, quienes acuden periódicamente a realizar pruebas, y cuando nosotros detectamos un caso sospechoso se envía a realizar pruebas”, subrayó.

Finalmente, celebró que los contagios de coronavirus están a la baja en la Entidad, y aunque la gobernadora Layda Sansores Sanromán autorizó aforos del 100 por ciento, las limitantes físicas de los negocios no permiten tanto aglutinamiento, por lo que la mayoría mantiene menos capacidad, lo que garantiza la sana distancia.