Loading

Por esposa de AMLO y Layda ‘blindaron’ evento

ACARREARON A ESTUDIANTES DE SECUNDARIA EN CAMIONES

Por la presencia de Beatriz Gutiérrez Müller, esposa del presidente Andrés Manuel López Obrador, en Carmen para presidir “Fandango por la Lectura”, el evento fue controlado por una logística estricta del Gobierno de México que impidió a la población escuchar la dinámica, y privilegió a funcionarios estatales y municipales.

El cierre de calles colapsó la circulación en la zona Centro, donde hasta los peatones se vieron limitados a deambular, y no se les impidió acercarse al lugar, es decir, frente al malecón de la ciudad.

Gutiérrez Müller estuvo acompañada por la gobernadora Layda Sansores San Román, el embajador de México en Cuba, Marcos Rodríguez Costa, la cantante Eugenia León y la actriz y conductora Claudia Lizaldi.

Elementos de las policías Estatal Preventiva (PEP) y Municipal, Guardia Nacional y Secretaría de Marina, tanto uniformados como vestidos de civil, mantuvieron el control del primer cuadro de la ciudad y áreas cercanas.

Estudiantes de secundaria fueron reclutados en sus escuelas y acarreados en camiones al evento. Arribaron a las 8 de la mañana, y les proporcionaron fruta y agua mientras aparecía Gutiérrez Müller.

Después de escuchar a la marimba, apreciar a un ballet folclórico y como la interpretación del compositor cubano Carel García, inició la dinámica de lectura, en la que las autoridades leyeron poco a poco el “Poemario sin fronteras México-Cuba”.

A hacer uso de la palabra, a la gobernadora Sansores San Román olvidó o no le importó que el público era menor de edad, y usó palabras inadecuadas para referirse a la situación de la lectura en las escuelas.

Soltó: “A los maestros que les pidan a los niños que lean, pero no como acostumbran a dejarlo de tarea y mañana que le contesten tres preguntas, ¿qué les parece el libro?, una miaaarda, a lo mejor ni lo leyeron o se quedaron a la mitad. La lectura debe ser libre, que los dejen leer, eso hacen en otros países, no les dejan tarea”.

Gutiérrez Müller no se refirió en ningún discurso a los jóvenes carmelitas, ni a nadie de los asistentes. Su intervención fue la lectura en dueto de “Mi casa”, poema del campechano Brígido Redondo.

El evento concluyó con la participación de Eugenia León, cantante internacional a quien le encomendaron una canción, sin embargo, al tomar el micrófono expresó que como el 13 de noviembre es el cumpleaños del presidente Andrés Manuel López Obrador, era mejor cantar al unísono Las mañanitas.