Loading

SIN LUZ LOS ALUMNOS DE SECUNDARIA

Por la falta de un transformador, alumnos de la Escuela Secundaria Técnica 21 no cuenta con el servicio de luz, lo que afecta principalmente al turno vespertino, que tienen que suspender sus labores educativas, las cuales será retomado mañana.

Denunció lo anterior Julián Duarte Mendicuti, presidente de la Asociación de Padres Responsables Carmelitas, al señalar que de acuerdo con los representantes de los padres de familia del plantel, desde finales de octubre ocurrieron las fallas en el suministro de luz.

“Se ha dialogado con los directivos de la escuela, sin embargo, sólo se limitan a decir que se reportó a las autoridades de la Secretaría de Educación, pero hasta ahora no se ve respuesta a la necesidad de los alumnos de llevar sus clases completas”.

En el caso del turno matutino, no presentan tantos problemas, ya que el servicio eléctrico no es imprescindible para labores, por lo que las labores educativas se realizan de manera normal, no en el turno vespertino, donde ya que al oscurecer más temprano se tienen que suspender las actividades, afectando horas de clases, dijo.

“Es necesario que las autoridades educativas tomen cartas en el asunto, ya que los padres de familia se encuentran muy molestos por la pasividad con que han sido tratados, ya que son casi tres meses que los alumnos no llevan todas sus clases”.

Algunos padres de familia han manifestado la voluntad de manifestar y bloquear las calles, porque es la única opción de presionar a que las autoridades los tomen en cuenta y atiendan sus necesidades, remarcó.

“No se trata de violentar el derecho de terceros, aunque tal parece que es la única manera en la que las autoridades atienden a los ciudadanos, pero vamos a agotar todas las instancias correspondientes, antes de llegar a esos extremos”.

De la misma manera, necesario que la Dirección de Seguridad Púbica, Vialidad y Tránsito Municipal, así como la Policía Estatal Preventiva, refuercen las medidas de seguridad y vigilancia en la zona, para evitar que personas ajenas al plantel, lleguen para importunar a los jóvenes y adolescentes que acuden a tomar sus clases, concluyó.