Loading

Denuncian que Sánchez obliga a trabajadores a firmar para apoyarlo

CON OBJETIVO DE “CONVENCER”, ADVIERTE QUE QUIEN NO LO HAGA SERÍA DESPEDIDO

Luego de que trabajadores sindicalizados del Instituto Estatal de Educación para los Adultos (IEEA), lo acusaran de prepotencia y malos tratos, el director Ricardo Sánchez Cerino obligó a los empleados de confianza a firmar documento en su apoyo.

Trascendió que hizo circular un memorándum, para que esos trabajadores estamparan sus rúbricas y él pueda decir a sus superiores que trabaja sin problemas.

A través de incondicionales, el director hizo llegar un documento donde les exige firmar en su apoyo, bajo la amenaza que quien no lo haga puede ser despedido en cualquier momento, revelaron dos sindicalizados.

El documento, cuya copia obra en poder de TRIBUNA de Carmen, señala: “Por este medio Profr. Ricardo Sánchez Cerino, director general del IEEA del Estado de Campeche, le hacemos llegar listado de trabajadores de confianza, de honorarios, de prestación de servicios, delegados municipales y demás personal, que apoya a esta digna institución, en apoyo a su buen trabajo que ha venido desempeñando, desde que inició su administración a la fecha”.

Y agrega: “Cabe señalar que no estamos de acuerdo con las acusaciones falsas que hacen en su contra, y por eso todo el personal unido que no es basificado lo apoyamos al 100”.

En redes sociales, sólo los incondicionales y parte del equipo en otras instituciones de Cerino —papá de la regidora morenista que sacó pistola—, mostraron fotos con él, buscando desviar las acusaciones en su contra, agregaron los agraviados.

“Tras las manifestaciones del miércoles en toda la entidad por el hostigamiento laboral de que hemos sido objeto y las irregularidades en la administración de la dependencia, el funcionario obtiene a la fuerza apoyo del personal de confianza”.

Con este documento —expusieron los sindicalizados—, Sánchez Cerino pretende que las autoridades estatales encabezadas por la gobernadora Layda Sansores, lo mantenga en el encargo.

Es la única dependencia donde se escucha que un director actúa como si fuera el gobernador de Campeche, y emplea lenguaje soez que en ocasiones dan ganas de contestarle como varón, expresaron.

Amenaza, insulta, lanza improperios y regatea viáticos, y pretende que agaches la cabeza y no protestes, pero ese tiempo ya se acabó, advirtieron, y exigieron cambio drástico en la dependencia.

Pedimos al secretario de Educación, Raúl Aarón Pozos Lanz, que tome cartas en el asunto, de lo contrario, entenderemos que es cómplice de estas irregularidades, y que su programa de Diálogos por la Educación es faramalla.